Ilustre, Centenaria y Fervorosa Hermandad de Nuestra Señora del Socorro Coronada
Córdoba
Calendario de Actos y Cultos
Copyright © Hermandad del Socorro. Sitio Web diseñado por p.r.s.u.
Conecta con nosotros
Historia de la Hermandad
La cofradía de Nuestra Señora del Socorro y Santo Rosario protagoniza a lo largo de la primera mitad del   siglo  XVIII una etapa de auge y esplendor, como lo refrendan los grandes proyectos realizados, entre los que   cabe destacar el retablo de la ermita. También la desaparición de la hermandad del Socorro y Ánimas y la   agregación de los bienes a la rosariana contribuyen de manera decisiva a su potenciación.

La nueva planta de la plaza de la Corredera realizada en los años 1683-1687 lleva consigo la desaparición del   edificio del hospital de Nuestra Señora de Socorro. En compensación a los perjuicios originados con la   remodelación, el corregidor Ronquillo Briceño labra la actual ermita, cuyas obras se inician en 1685.   Posteriormente cambia la fisonomía de la fachada como consecuencia de la colocación en el nicho central de   una imagen en piedra de la titular en abril de 1747, obra del escultor Clemente de Lara. El acontecimiento se   celebra con grandes muestras de regocijo en las que no fallan los fuegos de artificio. cohetes y luminarias.

Un proyecto de envergadura va a ser el encargo hecho al conocido escultor barroco Teodosio Sánchez de   Rueda del retablo mayor de la ermita, cuya financiación exige un gran esfuerzo económico. En 1720 se   traslada la popular imagen de Nuestra Señora del Socorro al flamante retablo mayor que se dora partir de   1726 por Alfonso Gómez Caballero.
A lo largo de la segunda mitad del siglo XVIII la cofradía de Nuestra Señora del Socorro mantiene el   esplendor alcanzado a mediados de la centuria. El fenómeno viene refrendado por una serie de indicadores   bastante significativos. No cabe la menor duda de que el aumento del número de hermanos durante el   mencionado período constituye un exponente bien elocuente de su vitalidad. También las obras del coro y   camarín de la ermita reflejan esa pujanza.

En relación de hermanos del Socorro figuran destacados plateros, el grabador José Tello y Castillejo, los   doradores Manuel Repiso y Antonio del Hoyo, el impresor Luís Ramos y el librero José Santarén. El   estamento eclesiástico está representado por miembros del clero secular y entre los bienhechores encontramos   al canónigo ilustrado Gregorio Pérez Pavía, fundador de la Real Sociedad Económica Cordobesa de Amigos   del País. También aparecen frailes de distintas órdenes religiosas y monjas clarisas del convento de Santa   Cruz  y dominicas del monasterio de Regina Coeli. Entre las familias de la nobleza local hay que citar el   vizconde de Sancho Miranda, el conde de Gabia, la condesa de Hornachuelos y la marquesa de la Vega de Armijo.
El impulso de la hermandad del Socorro va a estar favorecido por las indulgencias concedidas. En 1761 el   obispo Martín de Barcia concede 40 días de indulgencia a todas las personas que recen el santo rosario en la   ermita o participen cantando en salidas públicas por las calles de la ciudad. Los mismos beneficios espirituales   obtienen los hermanos que lleven las insignias. El prelado de la diócesis Baltasar de Yusta Navarro ortorga   otros 40 días a todos los fieles que recen una salve ante la popular efigie.
Páginas: 1 2 3 4 5